LA TEMPESTAD CALMADA …(The calming of the Storm)…y Jesus le dijo al mar: ¡Silencio! ¡Cálmate! Y se calmó el viento…Omraam Mikhaël Aïvanhov

Jesus-calms-the-storm

En aquel mismo día, siendo ya tarde, Jesús les dijo:
«Pasemos a la otra orilla ». Y despidiendo al pueblo, estando
como estaba en la barca, se hicieron con él a la vela, y le iban
acompañando otras barcas. Se levantó entonces una gran
tempestad de viento, que arrojaba las olas en la barca, de
manera que ésta se llenaba de agua. Entre tanto, él estaba
durmiendo en la popa sobre un cabezal. Muertos de miedo le
quisieron despertar, pues, y le dicen: «Maestro, ¿ no te importa
que perezcamos?» Y él levantándose, amenazó al viento, y le dijo
al mar: ¡Silencio! ¡Cálmate! Y se calmó el viento, y sobrevino
una gran bonanza. Después les dijo: «¿ Por qué tenéis miedo,
hombres de poca fe? » Y quedaron sobrecogidos de gran temor,
diciéndose unos a otros: «¿Quién es éste a quien incluso el viento
y el mar obedecen?» San Marcos 4: 35-41 
LA-TEMPESTAD
Normalmente, cuando leemos este texto, no profundizamos
en su significado. Se trata del relato de un milagro de Jesús, que a
primera vista parece muy sencillo. En realidad es una narración
simbólica que presenta una imagen de la vida del discípulo. El
discípulo se encuentra siempre en el mar, en una barca, y debe
afrontar la tempestad y el viento (sus sentimientos y sus
pensamientos caóticos). Cristo está también en esta barca, pero
duerme, y el discípulo debe despertarle para que se levante y diga
a esos pensamientos y sentimientos tumultuosos: «¡Callaos! ¡Deteneos!».
Al despertarse, Jesús dijo a sus discípulos: « ¿Por qué tenéis
miedo, hombres de poca fe?» ¿Qué significa tener fe? Tener fe es
saber que en las profundidades de nuestro ser vive un gran poder,
una divina entidad: Cristo. Puesto que Cristo se encuentra en
nuestra barca, no tenemos nada que temer, porque no
pereceremos; gracias a la presencia de Cristo, aunque todavía esté
dormido, la barca no naufragará. Debemos saber que vive en
nosotros un príncipe iluminado y poderoso gracias al cual las
fuerzas hostiles se ven obligadas a respetamos; esta presencia
divina en nosotros, garantiza nuestra seguridad.

jesus-calma-la-tempestad-en-la-barca-con-sus-discipulos
Cuando Cristo se despierte dentro de nosotros manifestará
su poder, su sabiduría y su amor; pero antes de que ello ocurra,
debemos saber que se encuentra en la barca, y tener la confianza
de que no corremos peligro alguno. Esto es tener fe. La fe
consiste en creer en algo que aparentemente es irreal e incluso
imposible. Si pretendéis comprender o saber algo antes de creerlo,
tendréis conocimiento, pero no fe. Tener fe es creer en algo que
no sabéis, que no veis. Por lo tanto, creer en Dios y en la vida
eterna, es tener fe.
Nunca debemos perder la fe, porque en el terreno espiritual,
divino, siempre habrá algo nuevo que aprender, ver o vivir. Así
pues, la fe tiene por objeto lo más sutil, lo más alejado de
nosotros, aquello que no podemos verificar inmediatamente.
Decís que conocéis a vuestra mujer, a vuestros hijos, a vuestros
amigos, y que tenéis fe en ellos. No, esto es confianza adquirida a
través de la experiencia, pero no es fe. Tener fe es creer en algo
invisible, intangible. Aunque todavía no estemos muy
evolucionados, aunque Cristo no esté despierto en nosotros, no
importa. Hay que tener fe para poder vencer las grandes pruebas
de la vida.

Algunos se extrañan de que Jesús amonestara a sus
discípulos; piensan que es normal que éstos tuvieran miedo y le
despertaran. Sin embargo, para Jesús, este miedo era una falta de
fe. No debieron sentir miedo, puesto que Jesús se encontraba con
ellos, aunque estuviera dormido, ¿Qué mérito podría atribuirse a
los discípulos estando Jesús despierto? Debieron confiar, incluso
cuando dormía … Antes de que Jesús despertase, sus discípulos no
sabían que calmaría la tempestad. Era la primera vez que ocurría
algo semejante y aún no habían visto a Jesús hablar a los
elementos … Por eso, después del milagro, se decían unos a otros
con asombro: «¿ Quién es éste a quien incluso el viento y el mar
obedecen? ».
El mundo invisible reclama de nosotros una fe parecida a la
que hubieran debido mostrar los discípulos durante la tempestad.
Puesto que Cristo está en nosotros, aunque dormido, hay que
tener confianza, permanecer serenos y creer que nuestra barca,
aunque se tambalee, no naufragará. Esto es tener fe: creer sin
tener pruebas.
Debemos conservar este tesoro precioso: el Cristo niño que
duerme en nosotros. Duerme, es muy pequeño, pero un día,
cuando se despierte, realizará prodigios. Dejadle dormir aún, pero
esparcid la confianza a su alrededor. El es real, inmortal. Meditad
sobre lo que os digo y descubriréis que Jesús duerme en vuestra
barca. Y si le despertáis, procurad no atormentarle con
preocupaciones mezquinas y gritos inútiles.
« ¿Por qué tenéis miedo, hombres de poca fe? » preguntó
Jesús. Sí, es bien cierto que nos atormentamos por nimiedades sin
pensar que llevamos dentro de nosotros el poder más grande: el
Cristo.

cual-es-papel-funcion-trabajo-labor-cristo-con-humanidadCristo representa el amor, la sabiduría y la verdad en
nosotros. Cuando nuestra alma se altera o inquieta, hay que
invocar la ayuda del amor y de la sabiduría para serenarse. La
sabiduría es capaz de disipar las nubes y calmar los vientos; y el
amor apacigua el mar. La sabiduría actúa sobre el viento (los
pensamientos) y el amor apacigua el mar (los sentimientos). El
agua y el aire, el mar y el viento son símbolos eternos. Los
apóstoles, que conocían el significado de los símbolos, sólo
relataron en los Evangelios aquellos acontecimientos cuyos
detalles podían tener una correspondencia en todos los planos. Por
eso, generación tras generación han podido meditar sobre los
eventos ocurridos en la vida de Jesús y de sus discípulos.

Fuente: OM-42-13-NUEVA LUZ SOBRE LOS EVANGELIOS  

http://www.omraam.es

“New Light on the Gospel” – ZVOR 217  http://www.prosveta.fr/en/flip-through/P0217AN

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s